Iglesia de Concepción agradeció la misión de los educadores

Inicio / Noticias / Iglesia de Concepción agradeció la misión de los educadores

Con un especial sentimiento, monseñor Fernando Chomali, Arzobispo de Concepción, entregó un profundo mensaje a los profesores y profesoras que asistieron a la celebración de la Eucaristía, en la parroquia Del Sagrario, en el contexto del Día del Profesor.

El templo se llenó de docentes, a quienes Monseñor hizo la invitación de imitar en su quehacer académico las actitudes de Jesús Maestro. “He reflexionado a la luz del Evangelio en torno a Jesús Maestro, y pienso que hay algunas características dignas de imitar. La primera es ser manso y humilde de corazón. Quienes tenemos la obligación de enseñar, debemos estar dispuestos al cambio, dispuestos a las nuevas posibilidades que nos ofrece el mundo y a cambiar nuestras formas de hacer clases”, agregando que cualquier rigidez, en materia pedagógica y pastoral es contraproducente. Por ello, llamó a estar muy atentos a los cambios que se producen a pasos agigantados.

Se refirió, además, a que Jesús Maestro hablaba como quien tiene autoridad. “La autoridad, hoy, se gana. La responsabilidad se tiene en virtud de un decreto, en virtud de un contrato, pero la autoridad se gana. Se gana sirviendo. Jesús lavó los pies a quienes estaban descalzos. Hoy nos surge, a todos, ayudarnos mutuamente con una actitud de servicio”.

Sandra Briceño Obreque, profesora del Instituto de Humanidades de Chiguayante, manifestó “yo creo que en la vida pensé que iba a ser profesora, es un trabajo que me llena mucho el corazón sobre todo desde la mirada de la religión, es algo que nos engrandece, soy una luchadora incansable para que nuestra clase y la asignatura de religión sea una asignatura que valga la pena en el colegio. Me siento muy feliz, orgullosa, le inculco a mis hijos y a los estudiantes que el profesor es un maestro en la vida como lo fue Cristo con sus discípulos”.

Por su parte la profesora Marianela Coloma Venegas, que imparte clases en el Liceo John Kennedy y Liceo de Chiguayante, dijo “es una misión y vocación muy linda, sobre todo hoy por el contexto que se da en nuestra sociedad respecto de los jóvenes; creo que es importante entregarles un granito de amor para que comprendan cuál es el camino que deben llevar”.

Invitó a la Eucaristía la Vicaría para la Educación. Su delegada episcopal, señora Adriana Fernández Álvarez, se mostró feliz y afirmó “estamos muy contentos como Vicaría de Educación de celebrar el Día del Profesor, manifestarles nuestra gratitud por el servicio que prestan en la educación para los niños, niñas y jóvenes de nuestra Arquidiócesis”.

Monseñor Chomali recalcó que los profesores y profesoras “son un tesoro para la sociedad, porque todo lo que aprenden los jóvenes, lo aprenden de ustedes y sólo cabe una actitud de agradecimiento por el trabajo, que a veces se hace dificultoso por el contexto en el cual vivimos en Chile”.

Tras la celebración de la Eucaristía, los profesores y profesoras fueron invitados a un compartir fraterno, en el Aula Magna Arzobispal.

Comunicaciones, Vicaría Episcopal para la Educación